Brian Chesky, el CEO de la plataforma de alojamiento de Airbnb, señaló que la crisis en el turismo debido a la pandemia de COVID-19, destruyó en seis meses el trabajo de la compañía que tardó 12 años en construirse.

En una entrevista con la red estadounidense CNBC, dijo: Desde principios de marzo, los viajes se detuvieron, incluso prácticamente, millones de personas estaban encerradas. Nos llevó 12 años construir Airbnb y perdimos casi todo en un período de cuatro a seis semanas.

El futuro de la empresa es incierto, según Chesky, dado que el turismo como lo conocíamos ha terminado. No quiero decir que el viaje haya terminado, sino que el modelo que conocíamos está muerto y no volverá.

El ejecutivo agregó que la gente quiere salir, pero no quiere subirse a un avión, viajar por negocios o cruzar las fronteras, por lo que es probable que el turismo se vuelva más local.

También señaló que Airbnb se está recuperando más rápido de lo que pensábamos, sin embargo, dijo que no quiere tener falsas esperanzas, porque la compañía no está absolutamente fuera de peligro.

Ya en marzo de este año, la empresa calculaba tener que despedir a un 25% de la plantilla de trabajadores, lo que se traducía en desaparecer casi 2,000 puestos de trabajo. Por el momento la empresa ha perdido poco más de 800 millones de dólares. Chesky ya le apuesta a un cambio a su modelo de negocios para intentar la recuperación.

¿Te ha gustado esta noticia?

Pulsa en la estrella para valorar de (0) a (5)

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here