Luz artificial
Foto: Especial/web

Con la luz artificial, los humanos han interrumpido a la vida silvestre y han contribuido a generar contaminación a sus ecosistemas.

Los humanos han interrumpido la vida silvestre radicalmente, con este ciclo de iluminar la noche.


Durante miles de millones de años, toda la vida se ha basado en el ritmo predecible del día y la noche de la Tierra. Está codificado en el ADN de todas las plantas y animales.

Las plantas y los animales dependen del ciclo diario de luz y oscuridad de la Tierra para gobernar los comportamientos que sustentan su vida.

Actividades como la reproducción, la nutrición, el sueño y su astucia desarrollada para protegerse contra los depredadores.

La evidencia científica sugiere que la luz artificial en la noche tiene efectos negativos y mortales en muchas criaturas, incluidos anfibios, aves, mamíferos, insectos y plantas.

Te puede interesar: Los animales salvajes están dependiendo más de nuestra comida y las mascotas.

Las luces artificiales alteran los ecosistemas del mundo.

Los animales nocturnos duermen durante el día y están activos durante la noche.

La contaminación lumínica altera radicalmente su entorno nocturno al convertir la noche en día.

Según el científico investigador Christopher Kyba, para los animales nocturnos, la introducción de la luz artificial probablemente representa el cambio más drástico que los seres humanos han hecho en su entorno.

Los depredadores usan la luz para cazar, y las especies de presas usan la oscuridad como cobertura.

vida silvestre
Foto: Especial/Web

Cerca de las ciudades, los cielos nublados son ahora cientos o incluso miles de veces más brillantes que hace 200 años.

Apenas estamos comenzando a aprender qué efecto drástico ha tenido esto en la ecología nocturna y en la vida silvestre.

Las especies afectadas.

El resplandor de las luces artificiales también puede afectar los hábitats de los humedales que albergan anfibios como las ranas y los sapos.

Vida silvestre
Foto: Especial/Web

Su croar nocturno es parte del ritual de reproducción. Las luces artificiales interrumpen esta actividad nocturna, interfiriendo con la reproducción y reduciendo las poblaciones.

Te puede interesar: ¿Un insecto extraterrestre? ¡Conoce al Bocydium globulare!

Las luces artificiales pueden llevar a las tortugas marinas bebés a su desaparición.

Las tortugas marinas viven en el océano, pero nacen de noche en la playa. Las crías encuentran el mar detectando el horizonte brillante sobre el océano.

Luz artificial
Foto: Especial/web

Las luces artificiales los alejan del océano. Solo en Florida, millones de crías mueren de esta manera cada año.

¡Así que apaga tu luz nocturna y contribuye con la vida silvestre!

Con información de International Desalination Association.

Somos Extremo Mundial.

¿Te ha gustado esta noticia?

Pulsa en la estrella para valorar de (0) a (5)

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here